LA CARIES DENTAL ES LA ENFERMEDAD BUCAL MÁS FRECUENTE Y LA PRINCIPAL CAUSA DE EXTRACCIÓN DENTARIA EN LA CLÍNICA ESTOMATOLOGICA DEL POLICLÍNICO 13 DE MARZO DE LA HABANA DEL ESTE

 

Efectividad del propóleos como irrigante en la terapia endodóntica. Policlinico 13 de Marzo Habana del Este  2010-2011

Autores

Dra. Mónica Mier Sanabria.
Especialista de 1 er grado en EGI

Dra. Msc. Isabel Trotman Vinageras
Especialista de 1er grado en Periodoncia  

Dr. Msc Luis Orlando Rodríguez García
Especialista de 2 do grado en Prótesis
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Resumen

La caries dental es la enfermedad bucal más frecuente y la principal causa de extracción dentaria en la clínica estomatologica del Policlínico 13 de marzo de la Habana del Este. Mediante la endodoncia se evita la pérdida de un diente desvitalizado. Los medicamentos utilizados como irrigación en tratamientos de endodoncia son caros y algunos se encuentran en falta en nuestro servicio. Debido a las propiedades del propóleos se realizó un  estudio analítico de utilización del medicamento con el objetivo de evaluar los resultados del tratamiento de la tintura hidroalcohólico de propóleos al 5 % como irrigante en el tratamiento endodóncico de dientes monorradiculares. Se conformaron 2 grupos de pacientes de ambos sexos, entre los 20 - 39 años de edad; que acudieron a consulta en el período de enero 2010 al julio 2011. Al grupo estudio se irrigó el propóleos al 5 % y al grupo control la clorhexidina acuosa al 0,2% y se compararon los resultados obtenidos. Con la primera aplicación del medicamento en ambos grupos la mayoría de los pacientes experimentaron mejoría. A los 21 días de tratamiento todos los pacientes tratados tenían los conductos en condiciones de ser obturados. El estudio demostró la efectividad del propóleos como irrigante en tratamientos pulporradiculares de estos pacientes.

Introducción

La caries dental se define como un proceso o enfermedad dinámica crónica, que ocurre en la estructura dentaria en contacto con los depósitos microbianos y, debido al desequilibrio entre la sustancia dental y el fluido de placa circundante, dando como resultado una pérdida de mineral de la superficie dental, cuyo signo es la destrucción localizada de tejidos duros.(1)

Es una de las enfermedades de mayor prevalencia, afectando a más del 90% de la población y constituye la enfermedad del complejo bucal más frecuente en la clínica estomatologica del Policlínico 13 de marzo de la Habana del Este de Ciudad de la Habana.

La caries dental actúa como irritante microbiano, siendo una de las principales causas de agresión al complejo dentino-pulpar la presencia de las bacterias y sus toxinas, la cual es considerada actualmente como la mayor responsable de la inflamación y muerte pulpar. Cuando la pulpa sufre alguna lesión o alteración, el tratamiento va dirigido a mantener o restablecer la salud de los tejidos perirradiculares y consiste normalmente en el tratamiento endodóncico. (2) De acuerdo al diagnóstico pulpar se pueden aplicar distintos tipos de tratamientos, entre estos está el tratamiento pulpo radicular total.

El éxito del tratamiento del sistema de conductos radiculares depende de la metodología y calidad de la instrumentación, irrigación, desinfección y obturación tridimensional del espacio del conducto radicular; para ello diferentes tipos de instrumental manual, mecanizado y soluciones irrigadoras han sido empleadas con el objetivo de obtener un espacio limpio y conformado para recibir la obturación.(2,3)

La irrigación en endodoncia es un complemento fundamental de la instrumentación puesto que residuos de tejido pulpar, bacterias y restos de dentina pueden permanecer en el conducto aún después de haber hecho una meticulosa preparación biomecánica. Además con la instrumentación por si sola no se llega a ciertas variaciones en la anatomía de los conductos tales como presencia de conductos en C, S, elípticos, conductos accesorios y laterales los cuales no son evidentes a simple vista y en donde se alojan dichos residuos; por lo tanto es necesario el uso de varias soluciones irrigantes antes, durante y después de la instrumentación.(3-7)

Muchas soluciones han sido consideradas como irrigantes endodónticos, cada una con sus ventajas y desventajas, pero ninguna de estas ha logrado cumplir con todos los requisitos de un irrigante ideal. (3- 8).

En  los momentos actuales y en contraposición con los avances alcanzados en la creación de nuevos medicamentos en el mundo, la utilización de la medicina natural, cobra cada vez más defensores y ejecutores, debido fundamentalmente a las formas naturales de curación y a la carencia de efectos secundarios de estas terapias. El propóleos dentro de ésta es una alternativa recomendada para la irrigación del sistema de conductos por su bajo costo y sus propiedades biológicas ampliamente demostradas.

Propóleos o própolis

 El propóleos es un producto natural, resinoso, de composición química compleja que puede presentar varias coloraciones. Es elaborado por la abeja Apis mellífera, a partir de resinas o exudados vegetales que ellas recolectan de plantas circundantes a la colmena y que luego mezclan en sus mandíbulas con cera y secreciones salivales. Es depositado a la entrada de la colmena a manera de alfombra, por donde pasan las abejas que entran o salen, haciendo la función de defensa. Esto explica por qué la palabra propóleos, etimológicamente de origen griego significa “defensa de la ciudad”. (9-14)

En la colmena, las abejas utilizan al propóleos con diversos fines tales como: cerrar grietas, reducir al mínimo las vías de acceso, recubrir y aislar restos de animales que se hayan introducido en la colmena evitando su descomposición, consolidar componentes estructurales, barnizar el interior de las celdillas con fines desinfectantes y evitar vibraciones. (9- 14)

Es larga la historia de la domesticación de las abejas por parte del hombre, quien se ha esmerado en la explotación de los productos fabricados por el insecto. Es así que el uso del propóleos por parte del hombre data del año 300 a. de C., época en que ya era utilizado en la elaboración de remedios en la medicina tradicional. En el Antiguo Egipto fue utilizado por los sacerdotes como medicina y en los ungüentos y cremas para embalsamar. Aristóteles se refirió al propóleos como “remedio para las infecciones de la piel, llagas y supuraciones”. El médico y filósofo persa Avicena en el siglo XI expresaba: “tiene la cualidad de eliminar las puntas de flechas y las espinas, vivifica, limpia fácilmente y ablanda fuertemente”. Los incas lo utilizaban cuando se presentaba un cuadro de infección. Sin embargo, es sólo en los últimos 50 años que se ha realizado la gran mayoría de los estudios tendientes a determinar la composición química, propiedades farmacológicas y en general, el uso farmacológico comercial de los preparados a base de propóleos. (10- 14)

Dentro de los productos apícolas, el propóleos se destaca por sus variadas y disímiles propiedades biológicas, lo que ha permitido que en los últimos años se haya incrementado su utilización en medicina natural y tradicional y dentro de ésta la estomatología. De acuerdo a numerosos estudios, se ha determinado que los constituyentes principales del própolis son: las ceras, resinas, bálsamos, aceites esenciales y polen, además de impurezas mecánicas. La proporción de cada componente es variable y, depende tanto de la época de recolección como del origen vegetal de la resina, así como también de la raza de las abejas que lo produce. (11-15)

Los medicamentos utilizados como irrigación y cura medicamentosa en los tratamientos pulporradiculares son caros y muchas veces inexistentes en nuestra consulta por lo que hemos acudido a la medicina natural y al propóleos como alternativa para continuar el trabajo conservador(16-18). Como vemos el propóleos tiene mucho uso en el tratamiento de afecciones de la cavidad bucal y en endodoncia, ya que esta demostrado que en los conductos infectados pueden existir un grupo de microorganismos sobre los que se ha demostrado la acción del propóleos. Además es un compuesto de producción nacional, si lo comparamos con las sustancias irrigadoras de elección en el mundo como son la clorhexidina, (19) el hidróxido de calcio y el hipoclorito de sodio pudiéramos obtener acciones parecidas con el uso del propóleos siendo éste más económico.

Por todo lo anterior surge una interrogante clave para esta investigación:

¿Será efectivo el propóleos como  sustancia irrigadora en la terapia endodóntica?      

Hipótesis:

El propóleos es efectivo como irrigante  de conductos en la terapia endodóntica

Material y método

Se realizó un estudio analítico de utilización del medicamento, para lo cual se utilizaron los pacientes que acudieron a en la clínica estomatologica del Policlínico 13 de marzo de la Habana del Este de Ciudad de la Habana (que cumplieron los criterios de inclusión), en el periodo de enero 2010 a mayo del 2011, de cualquier raza y de ambos sexos. Luego se formaron 2 grupos de pacientes que se escogieron aleatoriamente según acudieron a consulta, uno al grupo de control, para la aplicación del tratamiento con clorhexidina acuosa al 0,2%, y otro al grupo de estudio que se trató con  propóleos hidroalcohólico al 5 %.

Operacionalización  de las variables

Variable

tipo

escala

Descripción

Medida de resumen

Edad

Cuantitativa continua

20 - 24

25 - 29

30 - 34

35 - 40

Según edad biológica

%

Sexo

Cualitativa dicotómica

F

M

Según sexo biológico

%

dolor

Cualitativa dicotómica

No

Según apreciación del paciente

%

fetidez

Cualitativa politómica

Mucha

Se siente fetidez al abrir el conducto

%

Poca

Se siente alguna fetidez solo en lima o cono

Ninguna

No se siente fetidez

Secreción

Cualitativa dicotómica

Si

No

Según estado del conducto

%

Evolución

Cualitativa

politómica

mejoría

Disminución o desaparición del exudado del conducto.

Ausencia de fetidez.

Desaparición del dolor

%

curación

Ausencia de exudado y fetidez en el conducto.

Desaparición de dolor o molestias

%

empeoramiento

Agudización del proceso periapical con aumento de síntomas y signos.

%

No de aplicaciones

Cuantitativa discreta

1

2

3

4

Según número de aplicaciones del medicamento recibida por el paciente

%

Tabla 1.Distribución de pacientes según edad y sexo.

Edad

masculino

femenino

total

No

%

No

%

No

%

20 – 24

8

25

5

15.6

13

40.6

25 – 29

5

15,6

2

6,2

7

21.9

30 – 34

3

9,4

2

6.2

5

15.6

35 – 39

6

18,75

1

3.1

7

21.9

Total

22

68.75

10

31.25

32

100

 

 

 

 

 

La tabla muestra un predominio del sexo masculino 68,75%  , con un predominio de los hombres en un 82,72%.Es de destacar el aumento de la población femenina  , dado la mayor preocupación por la estética y la salud bucal de las féminas.

 El grupo etario de mayor representación lo constituye el de 20- 24 años con un 40,6%,  población mayormente joven.

Este resultado aunque esperado no deja de ser preocupante por el avanzado estado de la caries dental en pacientes tan jóvenes, lo que demuestra las deficiencias en el trabajo de educación para la salud y asistencial de la atención estomatológica .

Tabla2. Distribución de pacientes según edad y grupos tratados.

Edad

Grupo de estudio

Grupo control

No

%

No

%

20 – 24

8

44.4

5

35.7

25 – 29

4

22.2

3

21.4

30 – 34

4

22.2

1

7.2

35 – 39

2

11.1

5

35.7

Total

18

100

14

100

La tabla muestra la distribución de pacientes según edad y grupos tratados en el estudio luego de la asignación aleatoria de un paciente para cada grupo según acudían a consulta.

El grupo de estudio presenta una mayoría de sus pacientes de 20 a 24 años para un 44,4%; en el grupo control los pacientes de 20 a 24 años y los de 35 a 39 años se presentaron de igual forma con un 35,7%.

En resumen el estudio contó con 18 pacientes tratados con propóleos  y 14 pacientes con clorhexidina, la diferencia de cuatro personas de un grupo a otro esta dada porque algunos pacientes causaron baja del estudio debido a la no asistencia sistemática a las consultas programadas.

Tabla3. Distribución de pacientes según sexo y grupos tratados.

sexo

Grupo de estudio

Grupo control

No

%

No

%

F

6

33.3

4

28.6

M

12

66.7

10

71.4

 

 

 

 

La tabla muestra la distribución de pacientes según sexo y grupos tratados en el estudio. El sexo masculino predominó en ambos grupos para un 66,7% en el de estudio y un 71,4% en el control .

Tabla 4. Distribución de pacientes según dolor al inicio del tratamiento.

Dolor

Grupo estudio

Grupo control

total

No

%

No

%

No

%

4

22.2

1

7.1

5

15.625

No

14

77.8

13

92.9

27

84.375

La tabla muestra la distribución de pacientes según dolor al inicio del tratamiento. Se presentaron solo un 15.625% de pacientes con dolor al acudir a nuestro servicio, que constituyó su motivo de consulta, lo cual es de esperar debido a que las enfermedades pulpares de los pacientes seleccionados para el estudio raramente se acompañan de dolor. Los pacientes que reportaron dolor refirieron este sobre todo a la masticación o al contacto dentario.

Tabla 5. Distribución de pacientes según dolor en la segunda consulta

Dolor

Grupo estudio

Grupo control

total

No

%

No

%

No

%

0

0

0

0

0

0

No

18

100

14

100

32

100

En la tabla se muestra que luego de la primera aplicación del medicamento no se reportaron casos de dolor ni en grupo control ni en el grupo de estudio. Este  resultado evidencia la rápida mejoría de los pacientes tratados, tanto por el medicamento empleado como por la limpieza e instrumentación de los conductos.

 Esto concuerda con los resultados obtenidos por Tellería y cols en su estudio donde emplearon un propóleos acuoso al 22% como irrigación en el tratamiento pulporradicular y lo compararon contra el Ca(OH)2 observando que a los siete días del tratamiento, que correspondía a la segunda consulta, ningún paciente presentó dolor.(20)

  

Tabla 6. Distribución de pacientes según secreción al inicio del tratamiento.

Secreción

Grupo estudio

Grupo control

total

No

%

No

%

No

%

12

66.7

11

78.6

23

71.9

no

6

33.3

3

21.4

9

28.1

La tabla anterior muestra la presencia de secreción al inicio del tratamiento tanto del grupo control como del grupo de estudio. En ambos grupos este fue un signo predominante para un 66.7% en el grupo de estudio y un 78.6% para el control.

Tabla 7. Distribución de pacientes según secreción y número de aplicaciones durante el tratamiento.

Secreción

Primera aplicación

Segunda aplicación

Tercera aplicación

G. estudio

G. control

G. estudio

G. control

G. estudio

G. control

No

%

No

%

No

%

No

%

No

%

No

%

7

38.9

5

35.7

1

5.6

1

7.1

0

0

0

0

No

11

61.1

9

64.3

17

94.4

13

92.9

18

100

14

100

La tabla muestra la distribución de la secreción durante el tratamiento en el grupo control y en el de estudio. El resultado de cada aplicación del medicamento se evaluó en la consulta posterior, es decir la primera aplicación se evaluó en la segunda consulta y así sucesivamente con las demás aplicaciones.

 Luego de la primera aplicación vemos que la secreción disminuyó en ambos grupos y la mayoría de los pacientes no presentaron secreción.

 En el grupo tratado con propóleos la presencia de secreción disminuyó del  66.7% al inicio del tratamiento a un 38.9% en la segunda consulta, para un 61.1% de pacientes con conductos sin secreción.

 En el grupo control la secreción disminuyó del 78.6% en la primera consulta a un 35.7% para un 64.3% de pacientes sin secreción.

Con estos resultados vemos que aunque el grupo irrigado con clorhexidina se comportó ligeramente mejor para un 64.3% sin secreción, la diferencia no es significativa en comparación con el 61.1% de pacientes sin secreción en el grupo irrigado con propóleos. Este resultado está dado por las propiedades antibacterianas de amplio espectro tanto de la clorhexidina como del propóleos. 

En la tercera consulta se puede observar la disminución de la secreción en ambos grupos siendo mejor el comportamiento de la tintura de propóleos para un 94.4% de pacientes sin secreción para un 92.9% sin secreción en el grupo de control aunque ambos grupos tienen resultados muy similares.

 Los pacientes que continuaban con exudado en el interior de los conductos, uno en cada grupo, se presentaron a la segunda consulta con el sellado temporal desplazado y los conductos expuestos al medio bucal.

Luego de la tercera aplicación no hay pacientes con secreción en ningún grupo.

 

Conclusiones

Predominó la población del sexo masculino tanto en la población total como en ambos grupos de trabajo. La edad más frecuente fue la de 20- 24 años en la población total y en el grupo de estudio, no así en el grupo control donde este grupo etario fue igual en número al de 35-39 años de edad.

Después de la primera aplicación del medicamento ningún paciente presentó dolor.

A los 21 días de tratamiento todos los pacientes tratados tenían los conductos en condiciones de ser obturados, es decir, sólo se necesitaron tres aplicaciones del medicamento para que los pacientes estudiados eliminaran por completo sus síntomas y signos de la enfermedad.

Por todo lo anterior hemos demostrado, que en estos pacientes el Propóleos, es un producto efectivo para la irrigación de conductos.

Referencias bibliográficas

  1. Guías practicas de atención estomatológica. Ed. Ciencias médicas, La Habana. 2003 
  2. Valdés García, Pablo; Montero, Mirta E. Técnicas y materiales novedosos en el tratamiento pulporradicular. Facultad de Estomatología Raúl Gómez Glez. 2010
  3. Azuero, María Mercedes; Ordoñez, Andrea Fernanda; Tinjaca, Vanessa. Comparación de tres soluciones irrigantes utilizadas en endodoncia. Facultad de odontología PUJ. 2005
  4. Araya, Pilar; Gutiérrez, J.H.; Nazar, Patricia. Irrigación en la terapia endodóntica. Protocolo, fundamento y procedimiento. Endopregunta. Revista de la sociedad endodóntica de Chile. 2007; 15(1)
  5. Jaquez, Edna; Marcano, Maytte. Una visión actualizada del uso del hipoclorito de sodio en endodoncia. Odontoinvitado- 18. 2001
  6. Heredia Bonette, J.; Rodriguez Sosa, S. Irrigación en endodoncia. Intramed.2008
  7. Iriza Celis, Maria Gabriela. Medicación Intradentaria Intermedia en Tratamientos de Conductos.  Odonto Invitado # 38. 2004. Disponible en  Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo..
  8. Rives Muñoz, Ricardo. Microbiología en endodoncia. Medicamentos intraconductos y curas temporales. FES Iztacala. 2008
  9. Bellón, Susana; Aldama, O. Echerry, O. Actualización terapéutica en la aplicación de la MNT en estomatología. Sitio Web Policlínico Vedado. 2005
  10. Del Río, Pablo. Actividad biocida de un própolis chileno frente a porphyromonas gingivalis, estudio in vitro. Trabajo de investigación por el título de cirujano dentista, Chile ,2006
  11. Santo Tomás, Julio F. Evaluación química de una muestra de propóleo de Santiago de Cuba por CG-EM y CCD. Tesis de grado de ciencias farmacéuticas, Ciudad de la Habana, 2008.
  12. Hernández, Dany W. Estudios químicos de propóleos rojos mexicanos. Tesis de grado de ciencias farmacéuticas, Ciudad de la Habana, 2008.
  13. Bankova, Vassya. Últimas tendencias e importantes logros en la investigación del propóleos. Academia de las ciencias de Bulgaria.2011
  14. Manrique, Antonio; Santana, Weyder. Flavonoides, actividades antibacteriana y antioxidante de propóleos de abejas sin aguijón, Melipona quadrifasciata, Melipona compressipes, Tetragonisca angustula y Nannotrigona sp. de Brasil y Venezuela. Rev. Zootecnia Trop. 2008; 26(2): 157-166
  15. Alves de Carvalho, Silvana. Effect of a propolis extract on streptococcus mutans counts in vivo. Jornal of applied oral science, 2007 ;15(5):420-3
  16. Moromi, Hilda; Martinez Cadillo,Elba ; Ramos Perfecto, Donald. Antibacterianos naturales orales: Estudios en la Facultad de Odontología de la Universidad Nacional Mayor de San Marcos. Revista Odontología Sanmarquina 2009; 12(1): 25-28
  17. Moreno, H.; Martinez, A.; Figueroa, J. Efecto antimicrobiano in vitro de propóleos argentinos, colombianos y cubanos sobre streptococcus mutans atcc 25175. Encuentro nacional, latinoamericano de investigación odontológica. ACFO, Colombia, 2008
  18. Lima, Manuel E. Evaluación in vitrio de la actividad antibacteriana del Paramonoclorofenol Alcanforado, clorhexidina al 2% y extracto de própolis al 50% sobre tres bacterias encontradas en el interior del canal radicular. Revista “Canal Abierto” de la sociedad endodóntica de Chile, 2007;15(1)
  19. Gutiérrez, Sarah; Romero, Carmen. Acción antibacteriana de la tintura de propóleo al 4%en gérmenes de origen endodóntico. Revista  electrónica “Archivo médico de Camaguey”,1999.
  20. Tellería, Claribel. Utilización del propóleo acuoso al 22% en los TPR. Revista médica electrónica 1999;2(1)